Beceite

Piscinas del Assut

PLANEANDO LA ESCAPADA

Como todos los años, la llegada del verano traía consigo una corta pero intensa escapada familiar. Este año volvió a ser de un fin de semana, por lo que lo primero que tuvimos en cuenta es que la distancia desde Valencia no fuera demasiado elevada. Habíamos visto numerosas fotos de Beceite en distintos blogs de familias viajeras. Tarde o temprano queríamos visitarlo, así que ¿por qué esperar más? A todos nos pareció bien la idea, así que, sin más dilación procedimos a buscar opciones de alojamiento allí y en los alrededores.

EL ALOJAMIENTO

Tras numerosas búsquedas en Beceite, Calaceite, Valderrobres y La Fresneda, optamos por una céntrica casa rural en Beceite. El lugar se llamaba Casa El Centro. La casa cuenta con 3 plantas, las dos primeras están en alquiler, siendo la tercera donde residen los dueños. El alquiler se puede realizar de una planta por separado o de las dos en total. Nosotros reservamos la primera planta que contaba con 3 dormitorios (dos con camas de matrimonio y uno con cama de matrimonio más cama individual), 3 baños y salón con cocina, que no utilizamos. 

Para la reserva tuvimos que abonar un 20% del precio total por adelantado y el resto, en efectivo, a nuestra llegada allí. José Antonio, el dueño, fue muy atento con nosotros, tratándonos muy bien. Además la casa contó con todo lo que necesitábamos. El único pero, es que una de las habitaciones da a la plaza del pueblo que cuenta con una iglesia, que además da las campanadas regularmente hasta por la noche, lo que resulta un poco molesto y dificulta el sueño.

Otro aspecto positivo es que junto a la casa hay una panadería, una carnicería, un supermercado y diferentes bares.

DÍA 1: LLEGADA A BECEITE

El primer día llegamos justo para alojarnos y cenar en el restaurante La Antigua Posada Roda. Fue una recomendación de nuestro casero junto a la Fonda Urquizu. La cena estuvo bien, pero nada fuera de lo normal. Si volviéramos por la zona probaríamos otro lugar antes que repetir en el mismo sitio. 

 DÍA 2: RUTA DEL PARRIZAL + CALACEITE

Mañana: Ruta del Parrizal

La ruta del Parrizal, propiamente dicha, es la excursión que no puedes dejar de hacer si visitas Beceite. Es la más famosa y la más visitada de toda la comarca del Matarraña. Tiene diferentes inicios, según el kilometraje de senderismo que desees realizar. De esta forma:

1.- ACCESO

PARKING 1: COMIENZO EN EL PUEBLO DE BECEITE (21’6 Km aproximamente ida y vuelta)

Desde el pueblo de Beceite hasta la zona donde ya no se puede acceder con vehículo hay unos 6 kilómetros aproximadamente. La primera opción es comenzar en la oficina de Turismo del pueblo. De esta forma veremos el casco urbano mientras paseamos. Si optamos por esta posibilidad, veremos a la entrada del pueblo la Ermita de Santa Ana y más adelante el arco de Villanueva. Continuaremos hacia la Font de la Rabosa y saldremos ya del casco urbano con destino al parking 1.

Desde allí, a través de un camino asfaltado, estrecho y sin arcén, continúa la ruta para los más valientes. El tiempo será aproximadamente de 60 minutos a pie, hasta el comienzo de la ruta, propiamente dicha.

Desde este parking 1 se accede a la piscina natural de L’Assut. Un baño en esta piscina es una magnífica opción para acabar la jornada de senderismo.

Nosotros decidimos comenzar la ruta, aparcando en el parking 3 y a la vuelta acabar dándonos un baño en la piscina. Como era esperado, el parking 1 a nuestra llegada estaba lleno (sobre las 13:00), por lo que aparcamos en el pueblo, cerca de allí, desde donde accedimos a la piscina. Luego hablaremos más detalladamente de ellas.

PARKING 2: A 3 KILÓMETROS DE BECEITE (15’6 KM aproximadamente ida y vuelta)

A 3 kilómetros de Beceite llegamos al punto de Control, desde el que se tardará unos 40 minutos andando hasta el comienzo de la ruta. Desde hace unos años se regulariza el tránsito de vehículos, limitándose el número de los que pueden entrar. Por eso, sobre todo en julio y agosto conviene madrugar un poco si no quieres quedarte sin la posibilidad de aparcar el coche (No subir después de las 11:00)

Beceite

PARKING 3: a 6 km de Beceite. Este es el ultimo punto donde se puede dejar el vehículo.

Los 3 parkings son de pago, que variará según la distancia al comienzo de la ruta y el tipo de vehículo que utilices. Nosotros fuimos hasta el parking 3, realizando el pago en el Parking 2. No hace falta bajar del coche. Unos trabajadores te hacen la señal de STOP y al detener el vehículo te informan del precio del parking al tiempo que te dan un mapa de la zona. Para nuestro vehículo el precio era de 10 euros. Si dormías en el pueblo de Beceite, como era nuestro caso, el precio bajaba hasta los 2 euros.

Beceite

Si accedes antes de las 09:00, como no hay personal aún para regular la entrada, te dejan una nota en el coche y debes abonar la tarifa a la salida de allí.

2.- PRE-RUTA (800 metros)

Desde el lugar donde aparcas el coche hay una distancia aproximada de unos 800 metros. En este punto hay a diferentes horas visitas guiadas en las que un trabajador te habla de la fauna del lugar, formación del mismo, curiosidades, etc. Son gratuitas. Nosotros solo estuvimos un momento, ya que al ir con niños, preferimos hacerla por nuestra cuenta.

La zona del inicio está marcada por unas  cadenas que impiden la entrada de vehículos. Desde allí, en camino sin asfaltar, iniciamos una pre-ruta, donde vimos la Cueva de la Dona y las pinturas rupestres de la Fenallasa. Todo está muy bien señalizado, por lo que no hay ningún problema de perderse. El terreno es ancho y apto para ir con carrito de bebé, aunque no es aconsejable, pues muy pronto empieza el tramo de pasarelas donde es imposible llevarlo.

Ruta de Parrizal

Beceite
Cueva de la Dona

Beceite

Beceite
Pinturas rupestres de Fenollosa

3- RUTA (8 Km ida y vuelta)

Una pasarela de madera marca el inicio de la ruta propiamente dicha, una ruta que os lleva a remontar el río Matarraña hasta su cabecera. Aquí, como hemos dicho anteriormente, ya no podrían pasar los carros de bebés, por lo que si estáis pensando hacerla con un niño pequeño, es necesario llevar una mochila portabebés. El final de la ruta es en los Estrechos del Parrizal, a los que llegaremos tras 4 kilómetros y 100 metros de desnivel. La duración aproximada de la ruta es de 3 horas ida y vuelta.

Nosotros partimos el grupo, unos nos dimos la vuelta a mitad de recorrido, mientras que otros llegaron a final de recorrido. Los estrechos del Parrizal son un cañón de 60 metros de altura, 1’5 metros de anchura y 200 metros de longitud,

Ruta de Parrizal

Según nos contaron, la falta de agua (habitual en verano), deslucía un poco el paisaje por lo que recomendamos siempre que sea posible, hacer la ruta en otra época del año, donde pueda haber más agua.

Estrechos del Parrizal

Algunas curiosidades de la ruta son que:

  • No está autorizado el baño en ninguna parte del recorrido. El agua se utiliza para el consumo humano y no hay que ensuciarla.
  • No está permitida la presencia de mascotas (los perros no están autorizados)
  • En la zona donde aparcas el vehículo (parking 3) hay unos merenderos donde da la sombra. Tomarse unas frías bebidas tras la ruta es una recompensa que no debe dejarse pasar.

Las PISCINAS DEL ASSUT (parking 1), como he dicho, son el mejor lugar para terminar una jornada de intenso calor como la que vivimos nosotros. Se caracteriza por sus limpias y frías aguas. Si optáis por lo mismo que nosotros debéis saber que:

Piscinas del Assut
Piscinas del Assut
  • Con el parking de la zona 3 te entra también aparcar en el parking 1. NO necesitas pagar de nuevo por estacionar tu vehículo.
  • No está permitido el baño a perros y animales de compañía.
  • No está permitido el acceso con comida.
  • Hay un bar en la piscina donde hacen bocadillos y algunas tapas, además de vender lo habitual.
  • El acceso a la piscina es GRATUITO y no tiene horario.Tarde: Visita de Calaceite y Cena allíPor la tarde fuimos a dar un paseo por Calaceite, uno de los pueblos más bonitos de la zona. Tiene un centro histórico bastante bonito, por el que vale la pena darse un corto paseo. Nuestra primera intención era cenar en la Fonda Alcalá, pero estaban de vacaciones y el local estaba cerrado. Por ese motivo, optamos por el restaurante Lo Molí, siendo las sensaciones similares a las del día anterior en Beceite. No estuvo mal, pero tampoco sería un lugar que aconsejaríamos o desaconsejaríamos a cualquiera que fuera por la zona. 

DÍA 3: LA PESQUERA Y VALLDEROBLES

Mañana: La Pesquera

Desde el pueblo de Beceite, a través de un camino asfaltado muy bien señalizado, llegamos a un punto de control, donde unos trabajadores nos dan el alto. Allí, nos informan del precio para acceder con coche. Es 10 euros, aunque si duermes en un establecimiento de la zona como es nuestro caso, el precio pasa a ser de 2 euros. Allí mismo nos dan un mapa de la zona y nos informan de que hay 15 parkings habilitados a lo largo de los 5 kilómetros, en los cuales puedes estacionar el vehículo y acceder a una poza diferentes.

Conforme avanzamos, nos dimos cuenta de que en realidad, más que parkings propiamente dichos, son ensanchamientos de la carretera donde puedes aparcar. Algunos de ellos son solo para 2 o 3 vehículos. Además, te recomiendan aparcar siempre en dirección a la salida.

Según nos comentó nuestro casero, la entrada diaria está limitada a unos 45-50 vehículos, ya que aparcar fuera de las zonas de parking está prohibido. Por esta razón, en los meses de verano es conveniente madrugar, si no quieres verte obligado a dar media vuelta y aparcar en el pueblo, desde cuyo centro hasta el punto de control hay unos 3 kilómetros. No es recomendable llegar más tarde de las 11:00.

El recorrido , como hemos dicho, son 5 kilómetros que circulan de manera paralela al río Ulldemó. En el Panel de Sant Antoni, hay habilitados miradores con paneles interpretativos para comprender cómo actúa el río y la erosión sobre el macizo montañoso.

 

bdr

Las pozas están muy limpias y el agua no está exageradamente fría. A diferencia de en el Parrizal, aquí sí que está permitido el baño, por lo que no debes olvidar toalla y bañador y si vas a pasar el día entero, puedes optar por llevarte un buen picnic.

Hay 2 maneras de plantearse el día en la Pesquera:

  • Aparcar el coche e instalarse en una poza donde pasar el día
  • Cambiar de poza en poza dándose un baño cada en cada una. No es recomendable en días de mucha influencia porque puedes quedarte sin lugar para aparcar.

Todas las pozas son bonitas. Sin embargo, algunas recomendaciones que te damos son:

  • Parking 1 (Toll de l’Olla). Es la primera poza. El acceso con niños es un poco complicado. Si tienen menos de 3 años es recomendable pasar de largo. Si conseguís bajar el sitio es precioso y tiene un salto de unos 3-4 metros a la poza que ayudará a que grandes y pequeños lo pasen de maravilla.

 

  • Parking 2 (Toll del Caje). Es una zona muy frecuentada. El acceso es relativamente bueno y hay dos pozas grandes para bañarse.

 

  • Parking 3 y 4 (Toll de Poblet). Es quizás la más visitada de la zona. Este punto es el que da inicio a la ruta senderista a Peña galera. Es una poza grande donde se pueden hacer unos largos y algún salto no muy alto. Un poquito más adelante hay un tramo del río donde hay 3 pozas seguidas no demasiado grandes pero suficiente para darte un agradable baño.

 

  • Parking 6 y 7 (“Les coves de Beltrols). Es el mejor lugar para ir con niños muy pequeños, de hasta 4-5 años. El acceso es muy bueno y se puede bajar hasta con carrito de bebé. Hay un tramo de río plano donde los niños chapotean sin peligro alguno. Los mayores también tienen una poza donde poder bañarse.

 

  • Parking 12 y 13 (Toll de Capons). Es el que mejor acceso tiene. No hay ningún tipo de desnivel. Hay una poza muy grande y también se puede saltar desde algunas rocas.

  • Parking 15. Esta es la zona de comienzo de una ruta que remonta el río Ulldermó hasta su nacimiento (Gubíes del Regatxol). No es un sendero fácil y en muchas ocasiones hay que meterse al río para continuar la ruta (más de 2 horas).

Comida en Vallderrobres

El intenso calor que hacía limitó mucho nuestras ganas de pasear por el pueblo, por lo que hicimos una vista rápida del castillo y poco más. El pueblo, por lo poco que pudimos ver, es bastante bonito, aunque verlo a casi 40º resulta poco atractivo. Tras un breve paseo fuimos a comer a La Fonda Angeleta.

De todos los restaurantes visitados durante nuestro viaje, este fue el mejor y el que sí se ganaría una recomendación por parte nuestra. Si vais, tened en cuenta que no abren por las noches y que en fin de semana (nosotros fuimos domingo) funcionan con menú de primero, segundo, postre y bebida (solo agua y vino). Hay numerosas opciones de primeros, segundos o postres, por lo que la elección se hace complicada. Los menús son de diferentes precios, según los platos elegidos.

 

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.