Masía Vista Alegre

Masía Vista Alegre

La Masía Vista Alegre es un lugar que aúna los dos elementos que todo cliente con niños desea, una oferta gastronómica excelente y una adecuada animación infantil para los más pequeños.

Masía Vista Alegre
Masía Vista Alegre

Masía Vista AlegreLa Masía Vista Alegre está ubicada en la valenciana localidad de Bétera, a unos 25 kilómetros de la capital. Tras dejar nuestro vehículo en su extenso parking, nos dispusimos a entrar a esta Masía, que no ofrecía el típico aspecto rural de este tipo de construcciones, sino que daba una imagen de casa de campo renovada y muy bien cuidada, sobre todo en el interior.

Masía Vista AlegreNosotros optamos por reservar mesa dentro del restaurante, ya que, aunque la terraza tiene un aspecto excelente, la época del año en la que la visitamos no invitaba a arriesgarse a posibles inclemencias meteorológicas. Acertamos de lleno y nos ubicaron en un reservado que hay en el piso superior, donde estábamos las dos parejas que fuimos, con nuestros hijos. A pesar de ser un reservado, no sufrimos ningún problema de atención y las visitas de los camareros, muy amables y educados, fueron constantes.

Masía Vista Alegre
Mesas zona interior
Masía Vista Alegre
Decoración interior

Antes de la comida, tomamos un aperitivo en la zona externa, que cuenta con ambientación musical, mientras nuestros hijos correteaban por el césped y subían en los columpios que allí había. En la zona que une la parte interna con la externa está el lugar de realización de las paellas. Desde allí se observaba como el cocinero las hacía sobre un montón de leña. El pulpo, hecho al calor de las brasas, tampoco dejaba indiferente a nadie.

Masía Vista Alegre
Paelleros
Masía Vista Alegre
Preparando la paella a leña
Masía Vista Alegre
Terraza exterior

Masía Vista Alegre

Masía Vista Alegre

Parque La Granja (Burjasot)Llegó la hora de comer y pedimos un menú infantil para nuestros hijos, que constaba de patatas bravas y nuggets para compartir, un segundo plato a elegir entre paella, longaniza, hamburguesa o pasta boloñesa, una bebida y un helado de postre. El precio del menú era de 12’50 euros. Para los adultos tienen diferentes tipos de menús, aunque nosotros preferimos comer a la carta. Encargamos una paella de pollo y conejo para compartir y luego elegimos tres entrantes, croquetas de la abuela, revuelto de morcilla y cebolla roja caramelizada con setas y pipas y calamar a la andaluza. Al final, el precio que nos salió fue ligeramente superior a lo que nos hubiera costado el menú, pero pudimos elegir los entrantes que más nos apetecían. Decir que todo lo que pedimos estaba muy bien presentado y además estaba riquísimo.

Masía Vista Alegre
Menús
Masía Vista Alegre
Carta
Masía Vista Alegre
Paella de pollo y conejo
Masía Vista Alegre
Croquetas de la abuela
Masía Vista Alegre
Postre

Mientras nosotros comíamos, nuestros hijos se bajaron a la terraza exterior, donde una monitora se hizo cargo de ellos para que practicaran diferentes tipos de juegos y actividades, como el juego de las sillas, pintarles la cara o ayudarles a confeccionar unos calcetines de papel para colgar en el árbol de navidad. Los niños estaban muy contentos y subían y bajaban constantemente para contarnos lo bien que se lo estaban pasando. Además, recibían “premios” en forma de golosinas, cuando hacían bien las cosas.

Masía Vista Alegre
Actividades para niños

Masía Vista AlegreLlegó la hora de pagar y la cuenta nos sorprendió positivamente, pues por ejemplo la ración de paella (que estaba hecha solo para nosotros) nos costó 10 euros por persona.

Como conclusión, un lugar altamente recomendable al que volveremos con total seguridad.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.